• Patricia Malanca, del psicoanálisis lacaniano al tango argentino

    Aunque para ser más precisos, Patricia Malanca, tú sentada en el sillón, atrás. El analizado en el diván… después lo pondremos al tango allí. Mientras tanto les contamos a nuestros lectores que has tenido un alto cargo en el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, como Directora de Cultura de la Legislatura Porteña.

    Pero ¿Sabes? Los que estamos “allende los mares” queremos saber de los artistas que emergieron en estos años en Argentina nos hablen de su ciudad natal, la escuela, los caminos seguidos en la formación profesional. Cuéntanos cosas de tu vida…

    Soy de Avellaneda, una localidad de los suburbios que está al sur de la Ciudad Buenos Aires, apenas separada por lo que se conoce como el Riachuelo. Avellaneda es una ciudad donde a principio de siglo XX se instalaron los inmigrantes europeos de menores recursos que compondrían la clase obrera fabril de la zona, en rubros como el frigorífico, la curtiembre y la metalurgia.

    Con abuelos ucranianos, rumanos y hasta con una abuela indígena, me crié en esa atmósfera, y esos olores. La casa donde me crié quedaba frente a un terraplén desde donde veía caer los ocasos más lánguidos que recuerdo y todas las tardes a la salida de la escuela, me sentaba a ensayar con la guitarra alguna canción del folklore popular, mientras esperaba para saludar a los motoristas de los trenes cargueros que pasaban puntualmente.

    Patricia Malanca, cantante argentina de tangoAndaba en esos ritmos, cuando el profesor de música descubrió en la escuela mi potencial y cierto talento para cantar. Fue allí donde me estimularon muy fuertemente para aprender a interpretar. Incluso en la misma escuela, llegaron a formarse coros y conjuntos musicales que integré con 4 o 5 niñas con repertorio totalmente tanguero. A partir de allí, nunca dejé de cantar, ni siquiera cuando me gradué de licenciada en Psicología, ni cuando ejercí cargos como funcionaria pública. Traté por todos los medios de hacer convivir mis vocaciones: sin una cosa, no soy la otra.

    ¿Podríamos decir que venías con el tango incorporado en tu vida… o lo descubriste en un afán de búsquedas?

    El tango era un sino inapelable en mi historia. Mi papá era tanguero y milonguero. Mi barrio era tanguero. Los orígenes de la ciudad donde nací,  Avellaneda, en el 1900 quedó reflejada en las historias de las letras de los tangos escritos en esos tiempos, que describen relatos de traiciones y amores desencontrados entre guapos, malandras, y compadritos que se defendían a facón y pistola en tiempos sociales convulsionados.

    Hoy en día entiendo que fue un hallazgo que siendo adolescente me identificara con las letras de los tangos, que solía rebuscar en el arcón de vinilos de mi papá o del padre de mi primer noviecito.  No soy una cantante que llegó al tango luego de explorar otros ritmos. Lo primero que canté en público fue un tango, mi vida está atravesada por el tango, y creo que me moriré en un tango.

    Y ya que eres psicóloga… lo tendemos al tango en el diván… ¿Cómo lo ve al paciente, Doctora?

    La cantante de tangos Patricia Malanca, nacida en Avellaneda, Provincia de Buenos Aires, ArgentinaEs cierto, y encima lacaniana. Pero siento que hoy en día no recibo al tango como paciente, sino que ahora tengo bajo consulta a su hijo. Y como todos los hijos de padres célebres, lo veo rebelde, cuestionador, reverdecido, buscando su destino y por sobre todas las cosas, lo veo al tango en un  pleno estadío de reproducción.

    Buenos Aires es una usina de historias bohemias que es la matriz y alma de todo tango. Tango es nostalgia, es revisión, es mirar atrás y añorar. Es el Rosebud del Ciudadano Kane. Argentina atraviesa un muy buen momento socioeconómico, muy frondoso en lo cultural. Eso permite que los poetas y músicos puedan vivir de lo que hacen, generar nuevas letras, nuevas músicas y evocar los tiempos de crisis desde una mirada retrospectiva. Creo que hoy la matriz de la nueva poética gira entorno del amor, más que la denuncia social, y que lo novedoso es el aporte innovador que brindan las historias que cuentan las mujeres, de algún modo, interpelando toda la tradición tanguera masculina.

    Oye Patricia… no puedes dejar de agradecerle a nuestro psicoanalizado tango el que te permitiera visitar tantos escenarios, tanto mundo, tanto barrio porteño también…

    Japón, Autralia, Nueva Zelanda, Singapur, Chile, Brasil, Cuba, España, son algunos de los países cuyos escenarios me han dado su bienvenida. Pero los grandes escenarios, no me impiden darme el gusto de caminar otros escenarios improvisados más bohemios, que se arman en las callecitas cortadas con adoquines de Buenos Aires.

    En torno de los suburbios o de los bares clásicos, donde se generan climas únicos por los personajes que habitan a Buenos Aires. El Café Homero, la Botica del Ángel, el Café de los Angelitos, 36 Billares, el Museo Casa Carlos Gardel, la Esquina Cátulo, Sanata Bar, los Laureles, o cualquier plaza porteña en la que haya pueblo con ganas de oír buenos tangos.

    Patricia Malanca, cantante argentina de tango. Además es psicóloga de la línea lacaniana¿Cómo has percibido la manera en que escuchan y siente el tango en otros países? pensando en los oriundos, que argentinos y uruguayos los tendrás en todos tus conciertos internacionales…

    Especialmente cuando llevas tango cantado a países de lengua sajona, la veta interpretativa pasa a ser vital para el cantante que intenta salir airoso y producir un hecho artístico único que inocule tango en las vísceras del espectador. Las piernas del bailarín de tango no tienen letra, las piezas instrumentales que interpretan las orquestas no tienen letra, la poesía del autor de tango sí las tiene, y requiere que el cantor se enfunde en la interpretación para poder involucrar al espectador.

    El público de Buenos Aires, Uruguay, es muy expresivo cuando aprueba con el aplauso a sus artistas, que no es habitual en otros países. Sin embargo, los japoneses conocen a la perfección las letras de los tangos, las tararean por fonética o hasta llegan a aprender nuestro idioma por absoluta devoción tanguera.

    Vas a los barrios… ¿Podríamos decir que es como beber en las fuentes del tango?

    Durante los 10 años de la crisis más dura que sufrió la Argentina me especialicé y desempeñé como psicóloga en el ámbito social, específicamente en la atención de personas que duermen en las calles. Ese trabajo me permitió vivir las experiencias más hondas y profundas que almaceno no solo como trayectoria, sino que formaron mi forma de ser y sentir.

    Esa tarea también, me obligaba a desplazarme por todo Buenos Aires, no solo el que resplandece cuando se encienden las luces del centro, sino que me obligaba a sumergirme en el Buenos Aires subterráneo, el que aloja desde las historias más crueles hasta las más solidarias. Muchas veces el tango, fue el canal de comunicación y el lenguaje que yo  utilizaba para poder comunicarme con los desangelados, con aquellas personas sin hogar, que no aceptaban el convite de venir a dormir a algún albergue estatal, pero quienes tal vez, recibían con mucho mejor ánimo la compañía de una voz que les cantaba un tango, como único abrigo en sus ranchadas a la luz de la luna.

    La cantante argentina de tangos Patricia Malanca, durante la entrevista con Juan Imperial en su programa de las madrugadas en AM610 Radio General San Martin de Buenos Aires, ArgentinaHemos anunciado de la presencia tuya acompañada por Gaby y Geraldine en festivales… Justo Daract, Chivilcoy o en el acto del Día del Tango en el Congreso Nacional… luego hablaré con las tres reunidos en una mesa de café… pero dime tus vivencias cuando las tres se transforman y son… “Muñecas bravas”

    Además de mi carrera individual como cantante, desde chica vengo integrando grupos de tango coral femenino. De todas las versiones de las que participé, por ejemplo, en Grupo Sur Tango, Las Papusas… esta apuesta de MUÑECAS BRAVAS es la más audaz y la más cincelada. En lo artístico, creo en el “estilo” como el matiz único de cada artista, con un ADN irrepetible. Gaby, Geraldine y yo tenemos eso, un estilo único bien diferenciado entre las 3. Gaby, la especialista en melodías con armonías difíciles donde exhibe su voz caudalosa.  Geraldine en su estilo de tango canyengue fusión con otros ritmos como cumbia, rock y en mi caso, un estilo más arrabalero de salones milongueros reos.

    La unidad está en el mensaje, calibrado y realzado por nuestras propias personalidades, nuestras complicidades y permisos de espontaneidades en el escenario. Además, hay buena onda, nos divertimos haciéndolo, y se nota. La mejor forma de definir a este trío es “poderoso”.

    Patricia, estamos esperando  ese primer disco tuyo, como solista. ¿Qué repertorio has abordado?

    Patricia Malanca en plena actuación en Buenos Aires, Argentina, cantando su repertorio de tangos, valses y milongasLa productora independiente con la que estoy grabando y co-produciendo mi disco es ArtMenú de Dany Rivas. Mi director musical es Pelusa Romero con quien estamos culminando un disco que  se vislumbra que será “de culto”. Para cada tango se ha pensado una formación musical específica. Es un disco muy pensado, en el que han participado incluso artistas de la productora que interpretan otros géneros como el rock o la música rioplatense,  aportando letras y nuevos ritmos, sonidos y las voces en los coros.

    Es un disco que busca generar ese clima de intimidad del susurro que se siente cuando alguien canturrea en la cabina de un auto con letras que sirven para canalizar aquello que tenga que hacer catarsis y fluir en cada uno. El repertorio va desde tangos clásicos como “El último Café”, “Torrente”, “Nunca Tuvo Novio”, “Romance de Barrio”, hasta Tangos nuevos de autores noveles como “Daría” de Diego Baiardi o la milonga rioplatense “Más Cielo” de Martín Elizalde.

    Viéndote multifacética la pregunta es de cajón… ¿Cómo haces para compatibilizar todas tus actividades?

    Jajajaja. Lo primero que me arrancó la pregunta, fue una carcajada.  Yo siempre digo que me muevo en un polirrubro vital en el que siempre tendré un proyecto que me mantenga viva y honrando esa vida que elegí. Creo que como tal, se han enredado el tango, el psicoanálisis y mi vocación por la gestión cultural, el trabajo social y comunitario, tanto como se ensortijan los rizos de mi pelo enrulado.

    Trabajo mucho y me apasiono por cada cosa que hago, pero vengo de familia que me educó con ese ejemplo. No está muy lejos del resultado alcanzado. Una vez lo escuché decir a Sábato que los especialistas que se abocan a una sola actividad, iban a destruir a los intelectuales y que ese era el primer paso a una humanidad colonizada. Manteniendo la neurona activa, curiosa y libre, siempre se encuentran los tiempos para compatibilizar el deseo con el deber.

    Ya nos has dicho que eres consciente que han llegado a la interpretación del tango muchas voces e incluso músicos, creadoras y compositoras femeninas en poco tiempo, todo un abordaje… ¿Es como una toma del poder por la mujer, cambiando el rol de ser sólo el personaje de sus letras o la bailarina a la que “la llevan”?, siendo que siempre ha habido excelentes cancionistas o cantoras, como las presentábamos. Tu punto de vista sobre este proceso…

    Patricia Malanca integrando "Muñecas bravas", con Gaby, la voz sensual del tango, y Geraldine Trenza Cobre, espectáculo basado en el tango y los personajes femeninos que este nos muestranSí, y es lo más impactante de este clima de época de liderazgos femeninos en Latinoamérica también. Hay una muy interesante iniciativa de un coleccionista de perlas tangueras, que hizo un recuento de algo así como más de 600 mujeres argentinas interpretes de tango. Yo estimo que esa cifra debe ascender fácilmente a 1000 con aquellas que aún no han salido a la palestra.

    La mujer argentina se incorporó al mercado laboral muy fuertemente con la crisis en la Argentina, cuando las familias percibían que con un solo salario ya no alcanzaba para mantener el hogar. Es así que las mujeres, arrojadas por la necesidad, pero dueñas de sí mismas a fuerza de laborar, empezaron a vivir nuevas experiencias y a atravesar las historias que relatan las letras de los tangos que otrora fueran propiedad exclusiva de los hombres.

    La complicidad con las mujeres que asisten a mis recitales es muy fuerte en ese sentido, mucho más que con los caballeros.  Creo que eso es una búsqueda ex profeso, mirar a los ojos y expresar mi solidaridad de género en cada interpretación, como si fuera una caricia por los dolores sufridos al atravesar los cambios culturales de estas décadas para los cuales tal vez, no estábamos totalmente preparadas. A veces, veo en los ojos de muchas mujeres que vienen a mis recitales, que esos tangos las remiten a historias o situaciones inconfesables,  que en ese mínimo instante se exorcizan como fantasmas en el aire en una comunión mágica.

    Patricia Malanca, no sé si en el diván o sentados en un café  ¿Te parece en Pompeya? Sin precisar el lugar y momento, sé que volveremos a charlar. Hasta entonces te digo gracias por este grato momento pasado… y un hasta luego

    Claro ¡por supuesto! Tal vez, en la esquina del tango  Manoblanca. Una vez me contaron en secreto mis padres que, si bien nací en Avellaneda, en Pompeya es donde fui concebida. Nada mejor que los buenos encuentros en los lugares de concepción.

    Hasta ese día en Centenera y Tabaré, Patricia. Ahora nos quedaremos escuchándote cantar “Daría” de Diego Baiardi y Mariano Heler, como anticipo de tu disco… Te acompañan, al piano Osvaldo Belmonte, en violín Quique Condomí y el contrabajo con Roberto Seitz

    Daría
    Tango argentino (2012)
    Letra:     Diego ¨Laucha¨ Baiardi
    Música: Mariano Heler


    Desde que te fuiste me dejaste este dolor
    junto a las preguntas sin respuesta.
    Tu armario vacío, fotos de los dos,
    las promesas que me hiciste y hoy no cuentan.

    Entran los fantasmas hasta nuestra habitación
    por las celosías del balcón,
    dulce y sanguinario vuelve el eco de tu voz,
    yéndote y pidiéndome perdón.

    La noche llega en sufrimiento,
    mi pena que no encuentra paz.
    Daría todo lo que tengo para volver el tiempo atrás
    y así poder cambiar ese momento
    en el que no te supe amar,
    pero me envuelve la resignación
    y el miedo a nunca perdonar.

    Sueños que soñamos, el futuro que se fue.
    Hoy riego alegrías que eran nuestras.
    Van entreverándose tu tozudez
    con mi terca alma de niña que protesta.

    Besos desencuentros la esperanza del ayer,
    lógica escondida en el azar.
    Corazones rotos, otro nombre de mujer,
    un adiós y lágrimas de sal.

    Eduardo Aldiser
    Argentina Mundo con los intérpretes del tango argentino que lo difunden por el mundo

    Compartir en

    Lista de comentarios

    BEATRIZ CORDIDO03/09/2013 05:04:43

    Excelente el reportaje !! Gracias por hacernos conocer un poquito más a "La Malanca" ya que viene desde hace tiempo construyendo su carrera con estudio, sacrificio, dedicación y talento ... y es justo que ocupe ese espacio de cultura en la Legislatura porteña Porque nadie más que quien conoce del tema pude y debe ocupar un cargo para optimizar la administración de los recursos, generar tantas y variadas actividades en todas las disciplinas del arte y para todos los artistas,como lo hace la Sra. Malanca dándole la oportunidad de mostrarse ,justamente a los artistas desconocidos que estamos en el anonimato, de lo que doy fe ... La Malanca tiene un Equipo excelente, cálido y talentoso que respalda su gestión Y ocupa un cargo debido a su idoneidad. Mientras que en el canto triunfa merced a su talento..No es una "niña". Es toda una " SEÑORA" ...en este caso el "acomodo" no se da.. Exito Legiscultura !!

    Patricia Malanca04/01/2013 12:04:16

    Estimada Blanca. Hay un error en la publicación. No soy Directora de Cultura del Gobierno de la Ciudad. Hace 2 años dirijo un pequeño espacio de cultura en el Palacio Legislativo que tiene a cargo la biblioteca, la hemeroteca, una sala de exposiciones y ciclos musicales que se realizan en la calle, sobre la cortada de la calle Perú 160. Podés conocer nuestras actividades a través de este link http://www.legislatura.gov.ar/cultura.php o a través del usuario de facebook http://www.facebook.com/pages/LegisCultura/189945107716550 .Por supuesto Blanca, estás invitada, y también invitada a conocer las bellezas del Palacio Legislativo como monumento histórico nacional. Estas actividades que dirijo, las vengo desarrollando hace 2 años. Mi carrera como cantante abarca lapsos y períodos mas largos que el de esta etapa de gestión cultural. Canto desde que tengo 13 años. Integré compañías con músicos reconocidos y en varios países del mundo, y a veces por pudor no incorporo las figuras y lugares con los que he tocado, porque son cientos de personalidades. De todas maneras, Blanca, tenés razón y estoy de acuerdo con vos en que las oportunidades no son parejas para todos los artistas en la Ciudad de Buenos Aires, y es por eso, y es porque NO soy funcionaria del Gobierno de la Ciudad, que me pongo de tu lado y tomo tu brazo, para reclamar mas lugares y oportunidades para el lucimiento de la alta calidad que están teniendo la nueva vanguardia de voces tangueras en la que me incluyo. Desde el humilde espacio de trabajo que coordino, que no es del Gobierno, hago lo que puedo promoviendo ciclos para que defender a diferentes artistas consagrados y para luchar por aquellos que empiezan su carrera, y generar un espacio alternativo para que se vayan expresando. Espero haber saneado y/o colaborado en el debate constructivo. Cordialmente. Patricia

    Eduardo Aldiser03/01/2013 22:40:53

    Estimada Blanca, comprendo su ofuscación, pero Ud. no puede generalizar. Desconozco en que momento estuvo Patricia trabajando o asesorando en esa institución. Lo que percibo es que estamos ante una persona muy luchadora a la que nadie le ha regalado nada... todo lo hizo con esfuerzo. Cuando hablé con ella me parecía que me estaba contando mi propia historia, cambiadas las circunstancias... hasta estuve cerca de su carrera, hice unos años de filosofía y soy un admirador de Freud, a diferencia de su especialización en el Lacán.

    Lo bueno de esta charla es que hemos podido cambiar ideas, a partir de algo que Ud. dijo, que la Sta. Malanca canta bien. Si no fuera así, su trayectoria ya habría entrado en el olvido. Le envío mi saludo desde España.

    Blanca Garcia Noya03/01/2013 21:10:22

    SEÑOR. Agradezco la hidalguía de su respuesta y debo admitir que actué apresuradamente por leer que la señorita Malanca ha tenido un alto cargo en el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, como Directora de Cultura de la Legislatura Porteña. Y eso me ha traído a la memoria la historia de varios artistas que conozco que en esa misma Dirección de Cultura le han pedido la carpeta, le han dado un Número de orden lo han hecho llamar centenares de veces por teléfono, han ido personalmente en varias oportunidad y JAMAS LE DIERON UNA RESPUESTA POR SI O POR NO. Era muy simple hacerlo. Lo lamentamos mucho amigo, amiga, su propuesta no ha sido elegida. Mientras que otros con menos talento andan por allí cosechando pesos y portando atractivos globos amarillos. Eso enerva señor Aldeicer, eso enerva por que se trata de verdaderas injusticias...
    Blanca

    Eduardo Aldiser03/01/2013 20:04:48

    Estimada Blanca García Noya, hemos aceptado su comentario porque lo expresa con palabras correctas, sin insultos ni descalificaciones fuera de lugar, pero permítame decirle algo... usted misma reconoce que Patricia canta bien. Nosotros, no sé si por suerte o por desgracia, estamos a doce mil km. de Buenos Aires y queremos mostrar a nuestros paisanos que viven por estos barrios del mundo, a nuestros artistas actuales, a quienes la mayoría de las veces no conocemos.

    Si algo me hizo irme de Argentina ha sido precisamente que todo se mide por baremos políticos. en la nota verá que de lo que se habla es de tango, de la lucha enorme que tiene que librar cualquier artista de este género (y de otros) para abrirse camino. A mi me ha emocionado Patricia Malanca cuando, al comienzo, nos cuenta... vamos, que la veo pequeñaja, con su guitarra, entonando canciones mientras pasa el tren carguero por sobre su cabeza, en el alto terraplén... ¿Sabe? Yo viví en Rosario al lado de la vía que cruza o cruzaba Ovidio Lagos al 4500... cuando ella dijo eso recordé toda mi lucha que fue eso, abrirse camino con mucho trabajo y estudio en mi profesión. Estoy seguro que ese ha sido su derrotero, ha estudiado y se sigue perfeccionando... está donde está porque se lo merece, que el público no sabe de política ni de acomodos... escucha cantar y aplaude o silba... esta chica canta bien... punto, eso es todo... una digna representantes de colectividades que tanto nos dieron, los ucranianos, los rumanos... eso es lo que vale y destaca de ella... sabiendo que, tiene razón, siempre quedan por el camino muchos buenos artistas. En la mayoría de los casos no tienen la tenacidad necesaria para emerger... y si no lea nuestras notas sobre Villoldo y Filiberto para ver cuanto hay que luchar en este ambiente que para los legos parece tan fácil.

    No quiero olvidarme de agradecerle que nos lea y colabore con sus opiniones. Saludos cordiales desde España, por suerte o por desgracia...

    Blanca Garcia Noya03/01/2013 14:47:32

    Muy linda la nota... Pero me deja un sabor amargo... Esta niña canta bien no hay duda pero llega a ese sitial tan alto por causas ajenas a su voz y a sus dotes. ¿¿Algún día se acabarán en Argentina los acomodos políticos o de amigos con poder para que puedan ver la luz TODOS LOS ARTISTAS CON TALENTO QUE YACEN EN LA OSCURIDAD???

    Patricia.27/12/2012 13:43:35

    Gracias a vos amiga, aprendí a escuchar el tango... te quiero mucho!

    1

    Escribe un comentario

    Nombre (requerido)
    Email (requerido, no será publicado)
    Recordar los datos en este equipo
    Protección de datos
google-site-verification: googled79617e5f852b5e6.html